Post Trama – Wide 1

  ˖   
Enrique Mallea, gerente general de Aggreko
«Estamos en las puertas de un cambio energético revolucionario»
Mié 13
febrero 2019
13 febrero 2019
Con la compra de Younicos, que desarrolló baterías de almacenamiento de energía, Aggreko ofrece una solución integral para proyectos productivos que no cuenten con acceso a la red eléctrica, como muchos de la industria petrolera. Su gerente general detalla la estrategia para replicar en Vaca Muerta lo hecho por la empresa escocesa en el shale de Estados Unidos.
Escuchar nota

A partir de la reglamentación de la ley que promueve la autogeneración de electricidad, el gerente general de Aggreko está convencido de que el país ingresó a un cambio revolucionario que permitirá a cada usuario definir qué tipo de energía quiere y a qué costos.

«El futuro energético llegó definitivamente a la Argentina». Con ese optimismo se expresa Enrique Mallea, gerente general de Aggreko, uno de los referentes globales en el negocio de tecnologías de generación de electricidad, que en la Argentina cuenta con una fuerte presencia en el área de Oil & Gas.

Enrique Mallea, gerente general de Aggreko

El entusiasmo de Mallea pivotea en la reciente reglamentación del régimen de fomento a la generación distribuida de energía renovable, que promueve la generación de electricidad por parte de los propios usuarios. Una iniciativa en la que el directivo estima que Aggreko puede llegar a cumplir un rol clave. «Estamos en las puertas de un cambio energético revolucionario, como es el de la autogeneración, y en el cual compañías como la nuestra le pueden ofrecer al cliente el tipo de energía que quiere y necesita y a los costos que puede pagarla», afirma en diálogo con Revista TRAMA.

Aggreko es una empresa internacional de origen británico fundada hace 55 años, que desde hace diez se encuentra instalada en el país. A principios de la década, la compañía cumplió un rol importante proporcionando tecnología para cubrir los cuellos de botella en el sistema de generación y distribución frente a una situación de emergencia. Pero desde hace unos tres años, Aggreko modificó su estrategia de negocios. «Nos fuimos diversificando y hemos apuntado a los sectores que más tradicionalmente desarrollamos en todo el mundo y en los que además somos líderes, como es el sector de Oil & Gas y el de la minería. Pero también trabajamos con industrias de otros sectores. Les vendemos a usuarios finales que precisen una potenciación de su sistema eléctrico en un momento determinado. Nuestro servicio es temporal, modular y muy flexible. Puede ser por muy corto o largo tiempo, y escalable desde demandas pequeñas hasta centrales de más de 200 Mw», apunta Mallea.

En octubre pasado, Aggreko adquirió a nivel global la compañía Younicos, una empresa estadounidense-alemana especializada en almacenamiento de energía con tecnología modular de baterías de litio. Esto le permite ahora ofrecer a sus clientes –además de sus tradicionales equipos termoeléctricos– una plataforma de energías renovables como fuentes de alimentación, a fin de almacenar esa energía. «A través de un software de integración, el cliente cuenta con la posibilidad de optimizar toda la energía que tiene disponible para utilizar; es como un menú a medida», detalla Mallea.

¿La particularidad de Aggreko es que puede ofrecer energía a empresas o establecimientos en lugares a los que el sistema centralizado aún no ha llegado?

Exacto. Hay lugares de producción del Oil & Gas y de la minería a los que nunca llegarían las redes o que van llegando en la medida en que hay una demanda grande. Pero, al principio, para levantar cualquier tipo de establecimiento –incluso desde lo básico, como puede ser la vivienda de un campamento– se requiere energía constante. Es así que nosotros actuamos en todo ese camino a fin de acompañar a nuestros clientes a crecer en el consumo de energía hasta que, eventualmente, se justifique tender una línea del sistema eléctrico nacional o provincial. Y una vez que eso sucede, actuamos como back up. Incluso, en algunas situaciones en las que las compañías pueden verse afectadas por eventuales cortes del sistema electrificado, somos generadores de energía primaria y la red pasa a ser la secundaria.

¿Pueden garantizar un volumen de provisión de gran escala?

Nosotros garantizamos servicios de energía que puedan escalarse desde 1 megawatt (Mw) hasta 200 Mw, que son centrales grandes. De este tipo de provisión a gran escala tenemos desarrollado mucho en Asia y en África. En la Argentina no llegan a estos tamaños porque existe una infraestructura eléctrica y no requiere estas plantas tan grandes. Lo bueno del sistema es que se puede escalar muy rápidamente y del mismo modo se puede desescalar. Son como mecanos que se van armando en cuestión de horas.

¿Cómo se concretan los proyectos que ofrecen al segmento de Oil & Gas?

Generalmente las compañías petroleras tienen un sistema de planificación con bastante tiempo de anticipación. Las petroleras son muy competitivas y cuentan con altos estándares de eficiencia, seguridad y confiabilidad. Ahora se les ha agregado una necesidad imperiosa de reducir sus costos. Lo interesante es que nuestro foco es tecnología de última generación y les permite que bajen los costos de perforación, instalación y campamentos. A nivel mundial hemos desarrollado un know-howmuy importante en el área de Oil & Gas. Estuvimos y fuimos líderes en el servicio eléctrico de todos los campos shale de Estados Unidos. Nos es entonces muy fácil entender cuál es la mentalidad, cuáles son las necesidades y cuáles las prioridades de los operadores.

¿La realidad del shale en Estados Unidos se puede extrapolar a la Argentina?

Diría que sí, porque se trata de un know-how. En Estados Unidos hay muchísimos operadores que han trabajado sobre distintos campos, que tienen puesto el foco en costos y eficiencias. Todos esos años, con todas esas experiencias, nos han permitido acumular un entendimiento de cómo máximar eficiencias posibles y cómo controlarlas, cómo hacer los proyectos de manera remota, cómo darle toda esa transparencia e información al cliente para que entienda cuál es la performance de su generación eléctrica y los costos que le acarrea. Todo eso ha cambiado el juego y es una expertise que nosotros estamos trayendo a la Argentina en know-how. El mismo equipamiento que utilizamos en Estados Unidos es el que traemos parashale que se explota acá. Los costos de energía tal vez era un tema que antes las operadoras locales no veían. Pero realmente es una parte importante, desde el principio hasta el fin de la operación del yacimiento.

En Aggreko sostienen que el futuro energético va a estar regido por lo que denominan las 4D: descentralización, demografía, digitalización y descarbonización. Mallea detalla cada una de ellas y el aporte al que apunta la compañía frente al mundo que se viene. «La posibilidad de la autogeneración a partir de la combinación de energía solar, térmica y baterías invierte el esquema tradicional. Ahora empiezan a ser los particulares los que aportan energía al sistema central. Por eso hablamos de descentralización». Con respecto a la demografía, el ejecutivo –que cuenta con una amplia experiencia en la industria energética– señala que de acuerdo con estudios académicos el 80% de las ciudades que habrá en el año 2065 actualmente no existen. «Para cubrir esa expansión, los académicos y las empresas están pensando en desarrollar la visión de la Smart City. Generan un sistema nervioso basado en Internet, inteligencia y transporte. Todo independiente. Podemos pensar, por ejemplo, en un Puerto Madero con generación propia», señala. Así, se llega a la tercera D, que tiene que ver con la digitalización: «A partir de la tecnología del almacenamiento se van a ir creando redes inteligentes que interactúan con el usuario final». La descarbonización tiene que ver, precisamente, con que la posibilidad de almacenar las energías renovables vuelve el sistema más sustentable. «No contamino y cuento con un flujo de energía que se mantiene constante», asegura Mallea.

El modelo de servicio de la empresa –agrega– es disruptivo en el sentido de que no hace falta comprarlo, sino que también se lo puede alquilar. «De esa manera, el usuario tiene los beneficios de la reducción del costo de energía pero sin los perjuicios de la inversión que convencionalmente hay que hacer para acceder a este tipo de tecnología», indica Mallea. Pero la ventaja del alquiler del equipamiento no pasa sólo por los costos. «Hay que tener en cuenta que la tecnología cambia todos los años. Por lo tanto, mediante el sistema de alquiler el equipamiento se renueva de manera constante», completa el directivo.

Aggreko ofrece un menú de energías que se adecua a las necesidades de cada cliente. «Cada relación nuestra es uno a uno. Brindamos una plataforma digital y ponemos a disposición todas estas tecnologías en las que cada uno puede armar su propio combo», detalla Mallea. A su vez, a partir de la capacidad de poder hacer un seguimiento del consumo de energía, la compañía puede ir acompañando los procesos de producción de sus clientes. «Tenemos un centro de operación que funciona las 24 horas los 365 días del año, con monitoreo y control remoto. Eso nos diferencia de nuestros competidores, que no lo tienen. Permite operar remotamente y brindarle información constante al cliente acerca de su consumo de energía. Así, en el caso de una petrolera, en lugar de cotizarle por un campo petrolero en su máxima potencia, que se va a producir dentro de cinco años, vamos acompañándolo en su curva de producción. Si el cliente necesita más energía, es muy fácil proveérsela. Y si llegado el caso la geología no funcionó y es necesario abandonar ese pozo, también es muy sencillo desmontar todo y trasladarlo a otro lugar que resulte más rentable», completa.

¿Qué características tiene la tecnología que ofrecen?

El equipamiento tradicional estuvo basado en tecnologías térmicas. Son equipos que hacemos en nuestra fábrica en Escocia. Es una planta de última tecnología y que desde hace 50 años está en permanente investigación para optimizar la paquetización de energía en un sistema flexible y fácil de mover. Ahora estamos incorporando desde Estados Unidos hacia esta fábrica todo el tema de las baterías. Tenemos una flota muy grande de 10 Gw que está en Dubai, donde nosotros pedimos y podemos traer estos equipos a necesidad de nuestros clientes. ×

Crecimiento en equipo

Afable en el trato y entusiasta en todo lo que relata, Enrique Mallea cuenta con una vasta trayectoria en el sector energético. Apenas recibido de abogado en la Universidad Católica Argentina, se fue a Estados Unidos a hacer una maestría en la Universidad de Pennsylvania y trabajó durante un breve tiempo en el Fondo Monetario Internacional. Luego, realizó dos posgrados más sobre Negocios en Harvard y en la Universidad de París. Regresó al país convocado por José Estenssoro, cuando asumió como presidente de YPF. Inicialmente, Mallea manejó YPF Gas y luego pasó a encargarse de toda el área downstream de la compañía. Tras la llegada de Repsol a YPF, permaneció un año más en la empresa y se retiró en el año 2000 junto con Roberto Monti, quien había sido el CEO hasta ese momento. Luego de su salida de YPF, Mallea cambió de rubro e ingresó a Hutchison Whampoa, una compañía china de telecomunicaciones. Tras cinco años allí, Monti lo convocó para su petrolera El Trébol. Y desde hace tres años se encarga de la Gerencia General de Aggreko para South Land, que incluye Argentina, Chile, Perú, Bolivia, Paraguay y Uruguay. «No había trabajado nunca con electricidad, hasta ese momento había estado en el downstream y en el upstream del negocio de petróleo y gas. Lo que me encantó de esta propuesta es que se trata de un salto cuántico hacia el futuro. Y en lo personal, mi satisfacción ahora pasa por ver crecer a mis equipos. Ése es el mayor tesoro», concluye.

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

LAS MÁS LEÍDAS

1.

| 11/09/2023

GAPP celebró sus 20 años de trayectoria en el país

El grupo nació como una red de networking que tenía como objetivo fomentar el desarrollo tecnológico y la promoción comercial -las Pymes argentinas del sector energético.
| 11/06/2023
Los operadores líderes de tuberías, empresas de Ingeniería, Procura y Construcción, operadores de almacenamiento y tomadores de decisiones debatirán sobre las últimas tendencias y soluciones de la industria de tuberías en el Congreso de Transporte de Oil & Gas. El evento tendrá lugar del 19 al 20 de noviembre en Milán, Italia.
# 
| 10/25/2023
El grupo Bertotto Boglione, uno de los principales referentes de la industria metalmecánica de la zona centro del país, está cumpliendo este año 75 años de trayectoria. Con base en Marcos Juárez, en Córdoba, está dedicada al desarrollo de soluciones de almacenamiento con foco en la producción de tanques para depósito de combustibles. Su vicepresidenta, María Rosa Miguel, analiza el escenario que tiene por delante la industria y repasa iniciativas que lidera la empresa en el área de educación.
# 
| 10/19/2023
La compañía presta servicios de consultoría y las herramientas para mejorar la planificación financiera. Desde hace seis años la empresa se encuentra asesorando al entramado empresario de la norpatagonia. Para la industria del Oil & Gas se destaca la negociación de facturas de crédito electrónica por 2.000 millones de pesos y la gestión de créditos de largo plazo por 1.150 millones a través de líneas de financiamiento de tasa subsidiada.
WordPress Lightbox