Post Energia – Wide 1

  
Con el aval de BlackRock
Los detalles de la negociación de Manzano con Gramercy por el control de una empresa eléctrica
Mié 26
agosto 2020
26 agosto 2020
Gramercy controla los activos de Araucaria desde principios de año, cuando la empresa entró en default. El empresario mendocino negocia un acuerdo para desembarcar como accionista. El gobierno de Kicillof clausuró una de las centrales de la compañía.
Escuchar nota

El fondo de inversión Gramercy está negociando los detalles finales de un acuerdo con José Luis Manzano que sellaría el desembarcó del ex ministro del Interior de Carlos Menem como accionista de la compañía junto al fondo de inversión. Además, ambas partes tienen previsto encarar una reestructuración internacional de la deuda que posee Araucaria Energy, una empresa eléctrica que opera cuatro centrales térmicas construidas durante la gestión de Mauricio Macri. Una de las plantas, radicada en Pilar, fue clausurada después que la gobernación de la provincia constatara que que las instalaciones excedían los niveles de contaminación sonora permitidos.

Hoy lo principal es preservar y cuidar los activos. La reestructuración está demandando más tiempo del previsto, pero esperamos cerrar las negociaciones en los próximos 10 días”, afirmó a EconoJournal el ex ministro menemista que en los últimos 15 años se posicionó en el sector energético con proyectos en el upstream de hidrocarburos, distribución de gas (ex accionista minoritario de Metrogas) y electricidad (controla Edemsa, la empresa de energía de Mendoza). Manzano está radicado en Suiza, a donde vive con su mujer y sus hijos pequeños desde hace un tiempo.

Gramercy, el fondo de inversión que en la Argentina conduce Gustavo Ferraro, es quien tiene hoy el control efectivo de los activos de Araucaria Energy. Lo obtuvo una vez que la empresa eléctrica no pagó a principios de año una cuota (maturuty) de US$ 30 millones por el préstamo de US$ 220 millones que Gramercy le otorgó en 2016 a Stoneway Capital Corporation, el holding fondeado en Canadá que es controlante de la generadora de energía argentina.

Gramercy designó a Roberto Helbling, un ex Barclays que asesoró a Vicentín en su intento de reestructuración de deuda, y a Juan Ignacio Sánchez Alcazar, para atajar la situación contable y administrativa de Araucaria.

Armado

Tras el default de sus compromisos financieros, Rogelio Nores, principal accionista de Araucaria Energy, llegó a un acuerdo con Manzano y le cedió el control legal de la firma. El empresario mendocino firmó con Nores un acuerdo de ‘earn-out payments’, que establece el pago de un precio adicional al pactado si los resultados de Araucaria alcanzan determinado nivel.

Nicolás Mallo Huergo, ex presidente de Andes Energía, una de las empresas que creó Manzano, y su mano derecha, encabeza las negociaciones con Gramercy. Si las conversaciones llegan a buen puerto, el fondo de inversión y Manzano se convertirán en accionistas de Araucaria y encararán una reestructuración de una deuda de US$ 650 millones con bonistas internacionales entre los que figuran fondos del fuste de BlackRock y Fidelity, entre otros.

En rigor, los fondos son los que controlan indirectamente la compañía eléctrica. Son bonistas con derecho senior sobre Gramercy y el propio Manzano. Si quisieran podrían quedarse de inmediato con la titularidad de las centrales térmicas que posee Araucaria. Sólo tendrían que accionar judicialmente las garantías legales incluidas en los pliegos de deuda.

Sin embargo, ni el fondo que dirige Larry Fink ni el resto de los bonistas están dispuestos a lidiar con los liabilities y riesgos que implica operar centrales térmicas en un contexto de conflictividad con las comunidades locales. Tampoco tienen la estructura para lidiar con la gestión cotidiana de los activos que implican trámites permanentes con Cammesa, la empresa encargada del despacho, la Secretaría de Energía y el ENRE, entre otros actores.

Validación

Ejercerán su poder para validar en última instancia los términos y condiciones que negocien Gramercy y Manzano, que incluirá un esquema para reestructurar el repago de los US$ 650 millones que prestaron los fondos. Lo que buscan, en definitiva, es recuperar la mayor parte de ese dinero. “Está todo listo para encarar una reestructura en EE.UU. y Canadá, que es donde Stoneway y Araucaria emitieron sus bonos”, explicó una fuente con acceso a esas negociaciones.

En esa clave, la clausura de la planta de Araucaria en Pilar por orden del OPDS complica el escenario. El timing es malo porque afecta la etapa de cierre de las negociaciones. Aún así, las partes coinciden en la necesidad de llegar a un acuerdo definitivo. El próximo paso será elegir un operador técnico que se encargue de la gestión operativa de las centrales y de la finalización de algunas obras.

Vertiginosa

La historia de Araucaria se narra a velocidad vertiginosa.

  • La empresa se constituyó en 2016 como la más novel de las compañías de generación eléctrica, un negocio controlado por grandes jugadores como Pampa Energía, Enel, AES y Central Puerto.
  • Fue la primera firma local en emitir un project bond por US$ 500 millones en el mercado norteamericano para invertir en la Argentina.
  • Se adjudicó la instalación de cuatro usinas térmicas por la nada desdeñable potencia de 700 megawatt (MW), la mayoría ubicada en la periferia de Buenos Aires.
  • Durante el proceso de construcción se vio envuelta en conflictos sociales por la negativa de un grupo de vecinos de Pilar y Luján que se opusieron al montaje de las plantas en esas localidades. A raíz de esos reclamos, que denuncian la contaminación sonora de las centrales, el OPDS, la autoridad ambiental de la provincia de Buenos Aires, y la Municipalidad de Pilar clausuraron la central de Araucaria instalada en Villa Rosa (Pilar). Si no logra levantar la medida, la empresa dejará de facturar unos US$ 4 millones por mes.     
  • En el primer trimestre del año, la compañía ingresó en default al no pagar una cuota del bono internacional en poder de Gramerc. Araucaria enfrentaba, a su vez, problemas financieros para cancelar créditos con bancos locales por unos US$ 25 millones.
  • Y tiene arbitrajes abiertos por reclamos cruzados con Siemens y Duro Felgueras, sus dos principales contratistas como tecnólogo y constructor, respectivamente.

   

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

LAS MÁS LEÍDAS

1.

| 11/27/2023

José Luis Manzano: “La Argentina funciona cuando hay más mercado y menos intervención estatal”

El presidente el holding Integra Capital aseguró que es un contexto es sumamente favorable para que el país prospere en sectores como el campo, la energía y la minería. Manzano se mostró confiado en las reformas que propone Javier Milei, pese a reconocer que -por su pertenencia al peronismo- votó a Sergio Massa. «El 75% de la gente cree que la economía argentina funciona mejor si se la suelta más», reivindicó.
| 11/27/2023
El líder del holding Integra dejó definiciones sobre energía y litio en el Energy Day, el evento del sector organizado por EconoJorunal. Manzano destacó que la demanda de litio va a seguir creciendo y que Argentina necesita un acuerdo con Estados Unidos para desarrollar proyectos. El rol de la ley IRA de Joe Biden.
| 07/18/2023
El fondo de inversión internacional más grande del mundo sumó como director al CEO de Aramco, Amin Nasser. El presidente de BlackRock, Larry Fink, valoró su conocimiento de la región de Medio Oriente. La designación de Nasser llama la atención por el perfil que el fondo BlackRock cultivó en los últimos años con respecto a las inversiones sostenibles.
# 
| 10/21/2022
Integra, el holding que lidera José Luis Manzano, adquirió el 50% de Refinor a través de Hidrocarburos del Norte, según confirmaron en exclusiva a EconoJournal fuentes involucradas en la negociación. Se buscará captar el crudo Medanito que sobra en Vaca Muerta. Con ese crudo, más lo que pueda llegar a través del poliducto que une Córdoba con Salta y que es necesario refaccionar, se buscará aprovechar la demanda de productos refinados de los proyectos de litio que comiencen a desarrollarse en la Puna y también abastecer a Bolivia y Paraguay.
WordPress Lightbox